By SOFÍA NAVARRO

Sofía Navarro






Sofía Navarro (Jerez de la Frontera, 6 de junio de 1988) es una escritora, columnista, actriz y comunicóloga española.


BIOGRAFÍA

Nace en Jerez de la Frontera, España, siendo la primogénita de una familia de clase trabajadora.

1.1.      Formación académica y primeras publicaciones.

Estudia en La Salle Buen Pastor, en su ciudad natal, hasta comenzar la formación universitaria. La autora es, durante sus últimos años en La Salle, colaboradora de la revista de los estudiantes 'Tu Voz', donde escribe crítica literaria y cinematográfica. Con apenas dieciséis años, comienza a trabajar el campo de la entrevista, con personajes del arte local con proyección internacional, como el tenor jerezano Ismael Jordi. Durante esos últimos años, varios de sus profesores la animan a escribir, en especial su profesora de Literatura y Lenguas Clásicas, quien se ofrece a revisar sus primeros manuscritos.
Tras estudiar el bachillerato de Letras, Navarro se licencia en la Facultad de las Ciencias de la Comunicación de Sevilla, en la especialidad de Comunicación Audiovisual.
Durante sus años de estudio en Sevilla, la autora publica bajo el sello Editorial Educando los títulos El último pecado capital y El secreto de Caperucita Roja. Desencantada con el trato recibido por dicha editorial, ahora extinta, la autora firma en el año 2012 un acuerdo en el que se anulan los contratos y se le devuelven los derechos de explotación de sus obras.
En la universidad tiene la oportunidad de ir a masterclasses y conferencias de varios personajes del mundo de la comunicación que inspiran respeto y admiración en ella, como el periodista Iñaki Gabilondo, el publicista Risto Mejide y el economista y comunicador Eduard Punset.

1.2 Etapa londinense y La Señora de Montesco.

Con seis novelas –La máscara del secreto, Flor del pasado, Dalila. La sangre del pirata, Chispa y humo, El último pecado capital y El secreto de Caperucita Roja–, un cuento –La Jarra de cristal y dos relatos –1959 y No habrá vals para los malvados– bajo el brazo, la autora se traslada a Londres en enero del año 2012.
Explorando nuevas posibilidades de edición, y dados los silencios y las negativas por parte de las editoriales y agencias literarias españolas, Navarro se une a la plataforma Amazon, con el fin de auto-publicar sus trabajos.
Al mismo tiempo, la autora se lanza a la producción de la película española de terror psicológico Desde el Infierno, dirigida por el cineasta Luís Endera, y protagonizada por el actor Fran Martínez. Endera ya ha expresado en varias ocasiones que una de sus esperanzas profesionales es llevar El secreto de Caperucita Roja al cine. También en el 2012, Navarro ayudó a financiar el proyecto Gentejuelas, de Fernando Gamero –quien previamente tuvo gran éxito nacional con Homo zapping–. Ya en el 2013, con los proyectos de cine y webserie en post-producción, se implica con el mundo audiovisual en Inglaterra. Comienza a colaborar con el periódico londinense El Ibérico, en el que escribe crónicas de eventos televisivos, cinematográficos y entrevistas. También colabora en proyectos de otros españoles como los reportajes de la empresa Genteventos, de Patricia Israel, o la promoción de la webserie Spaniards in London, de Javier Moreno Caballero. Participa, además, como figurante en varios rodajes de publicidad y largometrajes, entre ellos el de la película nominada al Oscar The imitation game.

Procurando acceder a las mejores fuentes que estaban a su alcance, a principios del 2013, la autora intensifica el proceso de investigación y documentación sobre los precedentes históricos y literarios de la obra de Shakespeare Romeo y Julieta, que inició a finales de 2011, para crear su novela La señora de Montesco. Esta obra cuenta con una portada firmada por el ilustrador canario Javier Charro y es auto-publicada por Navarro a principios de 2014. La obra es considerada por su autora como el más esmerado de los trabajos que ha firmado hasta la fecha.
En el periodo de dos semanas, en julio de 2014, Navarro escribe su novela breve En mi otra vida, como regalo de bienvenida a tierras británicas para su amiga, la también autora de ficción y dramaturga, Martha Dunphy-Moriel. Obras como Parade’s End, Frankenstein, El retrato de Dorian Gray o Bel Ami influyeron irremediablemente en la ambientación y en la creación de los personajes de En mi otra vida.
También a mediados de julio de 2014, de la mano del maestro Jorge de Juan y de su Spanish Theatre Company, la autora comienza su formación actoral, que se extiende durante dos años, hasta su vuelta a España. Esto enriqueció enormemente su bagaje, ya que el estudio de autores como Lope de Vega, Calderón, Jardiel Poncela o García Lorca fueron constantes.
En octubre de ese año, Navarro hace una breve visita a España durante la cual empieza a leer a Antonio Altarriba, quien en los años siguientes influirá en su perspectiva del estilo, el lenguaje y la elección de género a la hora de escribir.

A principios de junio de 2015, la edición en castellano y la edición en inglés de La señora de Montesco son publicadas por el sello Dalya Editorial y presentadas en la Feria del Libro de Jerez de la Frontera, significando esto la vuelta de Navarro a la publicación tradicional después de más de cuatro años.
Durante los últimos meses de su estancia en Reino Unido, y con un contrato en prácticas, Navarro trabaja en el departamento de Marketing de Ficción de la editorial Harper Collins, la segunda más grande de Europa. Esta experiencia le permite observar el mundo editorial desde una perspectiva privilegiada, confirmando y argumentando así sus sospechas de que el marketing del mundo del libro en el Reino Unido va muy por delante del español.

1.3 Regreso a España y El baile del escorpión.

En noviembre de 2015, la autora vuelve a su ciudad natal, con la intención de asentarse definitivamente en Andalucía. Un mes después, comienza a escribir la que será su primera obra de género erótico: El baile del Escorpión. La obra queda firmada en febrero de 2016, justo cuando Navarro comienza a publicar su columna El Desvío para el diario on-line La voz del Sur.
En el rango temático de El Desvío, destacan la cultura, el feminismo y las reflexiones sobre el paso del tiempo, la oportunidad y los esfuerzos contra la mediocridad.
En agosto de 2016, la autora se traslada a Sevilla. Desde allí, supervisa todo el proceso de diseño y edición de El baile del escorpión. En noviembre de ese año, Navarro trabaja delante de las cámaras para su primer spot publicitario en España, de la mano de la productora sevillana La Claqueta.
En enero de 2017, también en Sevilla y continuando con su formación en la industria audiovisual, asiste al taller de iniciación en el guion impartido por el laureado guionista español Rafael Cobos. A mediados de febrero, El baile del escorpión ve la luz de la mano de Dalya Editorial, siendo ésta la obra que inaugura el género erótico en el catálogo de la empresa.
Entre los meses de abril y mayo de 2017, participa como invitada en el rodaje de “El sueño logrado”, escrito y dirigido por José F. Ortuño. En agosto del mismo año comienza el rodaje del cortometraje “Alone”, escrito y dirigido por Dani Zarandieta. Esta es la primera vez que Navarro tiene un papel protagonista en una obra audiovisual de ficción.



           INFLUENCIAS.

La siguiente exposición de influencias está cernida exclusivamente a las que proceden del mundo literario.
Durante los años de instituto y universitarios: el Anónimo del Lazarillo, Gustavo Adolfo Bécquer, Virginia Woolf, Eurípides, Homero, Bram Stoker, Edgar Allan Poe, Washington Irving, Federico García Lorca, Antonio Skármeta, J.R.R. Tolkien, Victor Hugo...
Desde que la autora comienza sus estudios en la universidad: El Diablo en el cuerpo, de Raymond Radiguet, Bel ami de Guy de Montpassant. Comienza en esta época su enorme interés por la obra de Jane Austen.
Londres acerca a la autora las figuras de grandes escritores, poetas y dramaturgos, tanto británicos como extranjeros, como William Shakespeare, Charles Dickens, Ford Madox Ford, Paul Preston, John Le Carré, Mary Shelley, Jane Austen, Giacomo Casanova, John Keats, Franz Kafka, Terence Rattigan, Agatha Christie, John Osborne, Sarah Kane, Tom Stoppard, Oscar Wilde, Lord Byron, Arthur Conan Doyle…

Las influencias en su obra son múltiples, y de origen tan variado como variadas son las artes. Desde Gustavo Adolfo Bécquer a Stan Lee, pasando por Michael Jackson, Pedro Almodóvar, Walt Disney o Bettie Page. Lo atractivo para la autora es beber de personajes y creadores interesantes para poder combinar emociones y experiencias.

Hablando en un plano más general, la autora recibió una educación católica que deja de convencerla cuando llega a la adolescencia y comienza a leer a Ute Ehrhardt y Almudena Grandes. Al ser más y más consciente de su condición de mujer, su mirada con respecto a las religiones se centra en lo teológico, descartando la fe. Así pues, recoge desde muy niña influencias de relatos de carácter mitológico, tanto de la religión católica como de las antiguas creencias grecolatinas, las cuales estudia en profundidad para comprender el origen del Cristianismo y su influencia en la cultura occidental.


GÉNEROS.

          Al inicio de su aprendizaje y desarrollo como escritora, cuando apenas cuenta con once años de edad, se inclina por el género de  fantasía y aventuras. Piratas, criaturas fantásticas y amazonas son personajes recurrentes en sus primeros libros. J. M. Barrie y J.R.R. Tolkien fueron las influencias más directas en esta etapa.
Con el paso a la adolescencia y la temprana madurez, el Romanticismo comenzó a influenciar su obra. Vampiros, fantasmas y grandes catedrales góticas se entremezclaban con unos primeros pasos hacia el suspense y la novela negra, teniendo como escenarios las grandes capitales europeas, especialmente en época decimonónica, así como la Norteamérica de finales del XIX y principios del siglo XX. 
Al inicio de su paso por la universidad se hacen mucho más presentes el Realismo, el Drama y el Romance. Su admiración por Austen y Radiguet deja algunas obras que exploran la sensibilidad en la sociedad occidental, consumista y capitalista. Dichas obras muestran un estilo crítico, con una frescura que no deja de ser clásica, y en ocasiones mordaz. Entre ellas destacan Chispa y Humo y El último Pecado Capital, siendo esta última una historia con trazos de suspense y su primera obra publicada en España, en el año 2010.
El realismo mágico también ha sido explorado por la autora en el thriller psicológico El secreto de Caperucita Roja, publicado en el 2011. En dicha obra, se expone ante el lector un ambiente de fantasía, mezclado con realismo y terror, que juega muy a favor de la autora.
Con El baile del escorpión, Sofía enfrenta de lleno el género erótico, dándole un tono y una ambientación muy cercanos a los de la novela negra.
Varios de sus relatos y poemas abrazan la línea de la poesía confesional, que descubrió gracias a Sarah Kane y su obra Ansia.


RASGOS TEMÁTICOS Y DE ESTILO.

En los primeros años, sus escritos tratan el tema del bien y el mal, enfrentados sin tonalidad alguna. Es una temática básica y primigenia, sustentada en un estilo que no profundiza mucho más, pero que ofrece ya unos diálogos inusualmente trabajados. Obras más recientes, como el cuento La jarra de cristal, dan una versión moderna de la idea que la autora tiene de un cuento de hadas, donde la moraleja lleva un mensaje progresista y feminista en un encuadre clásico.
La identidad es uno de los temas más recurrentes de sus obras, la búsqueda de la personalidad, el desarrollo de un punto de vista crítico y la consolidación de unos principios que pueden o no estar en concordancia con el entorno de los personajes. Entre sus protagonistas más jóvenes hay muchos que saben lo que quieren, pero no están seguros de quiénes son.
La superación personal es otro tema destacable. A menudo la acción se produce porque uno de los personajes quiere romper un status quo.
La amistad, la paternidad y el amor son temas más sentimentales que la autora dibuja desde muy diferentes ángulos, defendiendo la idea de que una parte muy amplia de la personalidad de una persona está influenciada por el carácter y las decisiones de los padres y amigos de ésta. Enfrenta y complementa a menudo estos temas con el respeto mutuo y el amor propio. En el caso del amor, en especial en sus primeros libros, se retrata como un sentimiento de gran fuerza, siempre correspondido, pero muy rara vez destinado a existir. En etapas más recientes, a estas relaciones se les suma el carácter tóxico y se presenta una clara crítica al respecto.
El estilo es en cada libro moldeado a partes iguales por un narrador que supone a sus lectores inteligentes y que no ofrece descripciones más extensas de lo necesario, pero que expone intuiciones. Evita las narraciones lentas, dotándolas de practicidad. Por el contrario, su estilo es directo aunque elaborado. Suele tener un fuerte mensaje social, exento de moralina, siempre acompasado a la historia y en un plano poco protagonista.


OBRA

5.1 Novelas

La que la propia autora considera como su primera novela, empezada y terminada cuando ella contaba catorce años, se titula La máscara del secreto. Drama romántico, a modo de novela rosa, en el que una muchacha de clase trabajadora mantiene una relación con una estrella de Hollywood.
En el año 2009, durante un tiempo limitado, Navarro ofrece esta obra gratuitamente en internet, puesto que había comenzado a buscar editorial. Ese año, Editorial Educando, desde Madrid, contacta con ella para ofrecerle su primer contrato.

5.1.2 Flor del Pasado, 2005.
Drama romántico juvenil centrado en el aprendizaje y la maduración de Blanca y Lana, dos chicas adolescentes diferentes a su entorno. La protagonista, Blanca, tiene un inmenso talento para la música y se educa intelectual y emocionalmente con dos lecturas muy diferentes; dos diarios. Uno de esos diarios lo firma Lady Diana, sobrina del Rey Jorge III de Inglaterra, y el otro está firmado por Susanne, una vaquera del Salvaje Oeste Norteamericano criada por indios Sioux.
Esta novela mezcla las historias de estos cuatro personajes femeninos en un viaje en el tiempo, la música, el baile y el espacio.

Con apenas once años, Navarro escribió Dalila. La sangre del pirata.
Originariamente, este cuento de aventuras en aguas del Caribe apenas constaba de ocho páginas. Dalila, su personaje protagonista, enfrentaba pruebas con el fin de conseguir un tesoro. La idea de Navarro sobre una historia de piratas, en general, concordaba con la imagen ofrecida en "Peter Pan", de J.M. Barrie, y en versiones como la que creó la factoría Disney, o su preferida: "Hook", de Steven Spielberg.
A sus veinte años, Sofía revisó la obra, ampliándola y convirtiéndola en una novela corta.

Es la primera novela que Navarro publicó sin que ésta hubiese sido un encargo editorial o una obra dirigida al público juvenil. Es el primer resultado de una libertad creativa absoluta, que además cuenta con la experiencia de las obras previas. Así mismo, es su primera obra ilustrada por otra persona. A cargo de la cubierta quedó el artista gaditano Miguel Roselló.
Julia, la protagonista, es una mujer a punto de cumplir los cuarenta años. Vive en el barrio de Chueca, en Madrid, y pelea por preservar su identidad, su anonimato y su libertad. Es una novela de contrastes. Hombre y mujer. Día y noche. Verdad y mentira. Ser o no ser.

El último pecado capital fue el primero de sus libros que la autora vio publicado en España, en el año 2010. La novela mezcla el drama social y el thriller. La eugenesia, los Derechos Humanos, los prejuicios raciales y la manipulación de los medios de comunicación son algunos temas que se abordan en esta novela.
Kayla, la protagonista, no es un personaje real, sino un homenaje inspirado en todas esas niñas y mujeres que, desamparadas por la pobreza, son el blanco de millones de crímenes sin denunciar o sin aclarar. Así mismo, la figura de un joven periodista en la novela responde a la necesidad de exigirles a los medios de comunicación que se limpien las manos de suciedad y sangre, por todo lo que conocen y no revelan, y por todo lo que inventan, y por todo lo que revelan sólo cuando les viene bien hacerlo.

El segundo libro de Sofía Navarro que vio la luz en España fue un thriller psicológico con tintes de realismo mágico. Esta historia recupera los personajes clásicos de los cuentos de hadas de los Hnos. Grimm y los coloca en una aldea europea de hoy en día. El personaje protagonista, Stein, es un joven universitario berlinés que teme estar desarrollando problemas mentales, dados los casos previos en su familia. En busca de un poco de paz, el joven deja atrás a sus padres, su grupo de rock y a su novia para tomarse unas vacaciones y alejarse del estrés de la capital. Decide, por lo tanto, pasar un tiempo en la vieja casa de campo de su familia, una pequeña hacienda a la que bautizaron como Persinette.
Es, hasta la fecha, el libro más vendido de la autora.

En el prólogo de la obra de Shakesperare “Romeo y Julieta”, hay una frase que reza así: “Atended al triste enredo, y supliréis con vuestra atención lo que falte a la tragedia”.
En dicha obra, el amor está íntimamente relacionado con la muerte, siendo ésta la única tradición que une a Capuletos y Montescos. Es terrorífica la impresión que deja el final de este maravilloso teatro, reflejando la fragilidad de la vida, lo irreflexivo de la mente joven, la irreversibilidad de la muerte y el peso brutal de la culpa.
La motivación primera y última de Sofía al escribir este libro -novela y no teatro-, fue indagar en el corazón de la madre de Romeo Montesco. La señora de Montesco no tiene nombre en la obra de Shakespeare, y cuenta con apenas una escena al inicio de la tragedia. Sin embargo, la autora se percató de que su actitud contrastaba marcadamente con la de los demás miembros de ambas familias. La señora de Montesco es una pacifista en medio de una guerra. De ahí que darle voz y una historia tuviese mucho interés para la autora.
Navarro hizo una primera publicación sin editorial en el año 2014. Fue Editorial Dalya la que recuperó la obra y la reeditó en el año 2015.

Esta es una novela breve de género epistolar. Se compone de diecisiete cartas entre los dos personajes principales: Silvia y Martha. 
Escrita en un par de semanas durante el verano de 2014, Sofía le dedicó esta colección de cartas ficticias a su buena amiga y escritora anglo española Marta Dunphy-Moriel, autora de la saga "La Profecía de la Shalforen".
Este relato, que toma el Londres previo y posterior a la Primera Guerra Mundial como escenario, deja guiños a grandes novelistas británicos de los siglos XIX y XX -Mary Shelley, Charles Dickens, Óscar Wilde y Ford Madox Ford, entre otros-, haciendo referencia a sus personajes, sociedades y ambientes decadentes e industriales.

Esta es la primera y única obra de género marcadamente erótico de la autora hasta la fecha. Es breve, con descripciones gráficas y muy ágil. Los capítulos están desordenados, creando la sensación de que no es la historia lo que más interesa, sino el dibujo que forman las vivencias sexuales de la protagonista.
La novela comienza con un trágico accidente de tráfico en el que Tania, la mejor amiga de nuestra protagonista Lola, pierde la vida. Dado lo macabro del inicio, la autora sopesó dos opciones de género: La primera consistía en escribir un thriller y hacer de Lola una asesina en serie. Fue descartada, ya que se trataba de un género que Navarro había explorado previamente. La segunda opción era hacer de la protagonista una fornicadora en serie. A pesar de que el contexto fuese lúgubre, resultaba un aporte mucho más divertido a la escritura y a la lectura. De ahí que no se aleje demasiado de la ambientación noire.
Entre las páginas de los siete capítulos que componen la novela, hay psiques y experiencias variadas. La mayoría disfrutables por el gran público, aunque también algunas rozan la perversión o el mero voyerismo.


5.2 Relatos

Este relato, originalmente escrito para participar en un concurso literario al que finalmente no fue presentado, se inspira en el cine italiano de la segunda mitad del siglo XX. Un exitoso director de cine italiano, muy del estilo de Guido Anselmi -y el propio Fellini-, se encuentra admirando la puesta de sol en la playa de su infancia a un día de su próxima gran noche de estreno en Roma. En un momento de soledad e intimidad, el cineasta rememora su relación con su padre.

En este relato, Navarro dibuja una metáfora teatral para liberar ira y orgullo a partes iguales. Trata la lucha entre el talento y el abuso de poder, inspirado en la nobleza del artista que no se deja explotar ni amedrentar.
La escritura de esta breve obra narrativa tuvo lugar tras la decepción de la autora con Editorial Educando. Las metáforas, el ambiente decimonónico que pronto retomaría en la novela “En mi otra vida” y el contraste de colores entre el ballet clásico y el tango argentino terminan de dar forma a este relato.

Esta obra fue concebida como un experimento literario. Se trata de un diálogo entre dos mujeres, sin narrador alguno. Ofrece al lector lo justo para que visualice el inicio y, a partir de ahí, para que desarrolle los demás personajes, escenarios, flash-back con o sin indicación, etc.
Es, hasta la fecha, el último relato público escrito por Sofía Navarro. Fue creado en Londres, a mediados del mes de marzo de 2015. Es una historia romántica en la que una psicóloga escucha, desde su despacho de Barcelona, lo que su paciente, desde Londres, le explica sobre un triángulo amoroso. Posee un estilo realista y está ambientada entre el Londres más vanguardista y el más clásico.

5.3 Cuentos.

Tomando la estructura y estilo de los cuentos clásicos, nos encontramos con una historia de superación personal cuyo final desafía las moralejas más tradicionales.
Cuenta la historia de una pequeña princesa que quiere aprender a servir vino en copas de oro con jarras de cristal. Para ello, comienza un entrenamiento, supervisado por su institutriz, y durante años se esmera en ser capaz de servir agua en copas de madera con jarras de barro. La habilidad de la princesa, propia de sirvientes, pone en entredicho el estatus quo de la corte.

5.4 Artículos.

La primera columna propia firmada por Sofía Navarro en un medio informativo fue “El desvío”, para el diario online La voz del Sur. Sus antecedentes se remontan a la época de estudios escolares, donde colaboraba con la revista de los estudiantes “Tu voz”, y a los artículos y entrevistas realizados para el periódico quincenal londinense “El ibérico” durante sus años en el extranjero.

La primera publicación de “El desvío” fue el día 11 de febrero del año 2016, con el título “Titiriteros”. Este artículo hablaba de la politización de la justicia; no sería el último que lo hiciera. El terrorismo institucional, sumado a la migración obligada por la guerra económica y la hipocresía de la clase política, también tiene cabida en esta columna de opinión.
El arte, la creatividad, los artistas, especialmente la Literatura, el cine y el teatro, se unen a una crítica clara a la educación y la cultura precarias en España. Un tema, la educación, que también trata desde el feminismo.
Sólo una vez utilizó la autora esta columna para publicar un breve relato de ficción, titulado “Julián, el del pueblo”, el 2 de junio de 2016.

5.5 Poesía.

Esta es una colección de poesía confesional y monólogos sin conexión aparente entre ellos. Reflejan, de una manera más personal e íntima que las novelas, iras y pasiones de la propia autora. La obra es completamente metafórica, por el tono de poesía, pero autobiográfica. El primero de los monólogos es de junio de 2011 y el más reciente de mayo de 2017, siendo un total de 13 monólogos y poemas en la actualidad. La obra está en crecimiento continuo y disponible de forma gratuita en Internet. Uno de los monólogos, titulado “Ofelia”, es, en realidad, un descarte de la novela “La señora de Montesco”, siendo el único que originalmente pertenecía a otra obra.

"Ariadna" es un poemario escrito e ilustrado por Sofía Navarro. La poesía que presenta es de corriente confesional. Este tipo de poesía no se preocupa tanto de a métrica y la rima, sino más de lo directo, crudo y biográfico de las emociones reflejadas. Los precedentes de "Ariadna" comienzan a surgir con la acumulación de monólogos en "Escribirte sin que me leas".
Se trata de una serie de veintiún poemas y un total de seis ilustraciones.
Aunque el reto era crear poesía confesional, Navarro no termina de despojarse totalmente del toque del Romanticismo, ya que la literatura del XIX, de una u otra manera, siempre acaba por estar presente. Además, hay un par de brevísimos guiños a Lorca y a René Magritte.

One Response so far.

  1. Anónimo says:

    Y así tal como lo cuentan, resultará que es verdad que todos tenemos un alma gemela.
    Entonces debo decir "por fín te encontré", aunque el encuentro sea tan esporádico,efímero y novelesco como para poner un "punto y final"